lunes, 30 de marzo de 2015

Y recuerden, las apariencias engañan

Vivimos rodeados de engaño, aún a lo interno de nuestros círculos íntimos. La gente, cambiante como es, raras veces presenta su verdadera cara, y esta es una realidad que aplica con nuestros seres queridos más cercanos, aún cuando no lo queramos ver así. 

Imagen: monologos.com 

¿Cómo es realmente la gente? No se sabe, en verdad. Casi todos somos expertos en mostrar nuestra mejor cara, aún cuando por dentro nos estemos muriendo o tengamos deseos de hacer daño a nuestro interlocutor del momento. El ser humano, por un asunto de conveniencia y sobrevivencia estratégica, ha sabido perfeccionar el arte de fingir, clave del éxito de mucha gente que, de paso, ha eliminado valores como la lealtad o la ética para seguir avanzando.

Dicen siempre, en base a un pasaje de la biblia, que de las aguas calmadas es que hay que cuidarse. Suele aplicarse esta idea precisamente a la gente, y con toda razón: hay gente que da la apariencia de ser apacible, servicial y agradable, pero entonces son todo lo contrario. En contraste, gente que aparenta ser odiosa y con mala cara demuestran a la larga tener cualidades opuestas a esas que externan en el día a día.

¿Cuál es la mejora forma de lidiar con gente? No hay un manual que explique eso, pero, sobre todo en ambientes laborales, es recomendable tomar en cuenta el hecho de que las apariencias engañan. ¿Por qué? Simple: nunca se sabe con quien cometemos un error de juicio en base al carácter expresado. 

¿Cuánta gente por ahí no ha confundido al manso con el cimarrón? ¿Cuánta gente no ha cometido el error de confiar en gente que termina siendo el peor de los correveydiles? En el ámbito laboral esos errores pueden salir muy caros, y por eso lo mejor es permanecer en su lugar y cuidarse de hacer comentarios que pudieran ser tergiversados y usados luego para hacer daño. 

martes, 17 de marzo de 2015

Honestamente, ¿a quién le gusta el aceite de trufas?

La cocina, al igual que la moda, es cíclica, y si no lo creen así basta con dar una vuelta por los mal llamados establecimientos de moda para conocer al ingrediente que está causando estragos a todos los niveles: aceite de trufas. 

Si nunca ha oído hablar de aceite de trufas y no tiene la menor idea de lo que es, dos cosas: en primer lugar, no lo culpo. En segundo lugar, no se está perdiendo de nada. 

Cerdo en recolecta de trufas (grubstreet.com)

Derivado de las trufas, un género de hongos que da en Europa y que son desenterrados nada menos que por cerdos o perros, este aceite es uno que a la mala han querido imponer en la cocina local luego de que pasara lo mismo a nivel internacional, un dato que hace sentido porque hay una tendencia a copiarlo todo. 

Bien. El aceite de trufa, pese a que se le ha dado la fama de ser exquisito, es uno de esos ingredientes que realmente no pegan con nada y que tiene a cocineros del mundo divididos en cuanto a su opinión. Para muestra del caso, Martha Stewart, de fama más allá de suelo estadounidense, es una que se niega a utilizar el infame aceite en su cocina. 

¿Qué hay de la gente común? Probablemente usted pregunta a diez personas al azar que den su opinión acerca del sabor del aceite de trufas y le hagan saber que es la cosa más rara o desagradable que jamás hayan probado. Es un sabor sumamente peculiar y fuerte que tiene la habilidad, así como el ajo, de arroparlo TODO. 



Pese a lo fuerte que es y a la posibilidad de que no todo el mundo disfrute eso, los restaurantes, sobre todo los que privan en ser modernos/fusión/chic, insisten en agregarle aceite de trufas a todo, desde pastas en salsa pomodoro y pescados hasta carnes y ensaladas. Como va la cosa no se pone en duda que se aventuren a agregar algunas gotas a cocteles y postres solo porque sí, porque está de moda y hay que estar en la onda. 

Para evitar sorpresas desagradables con el "ingrédient du jour", lo mejor será preguntar cuales platos no tienen aceite de trufas antes de aventurarse a comer en estos restaurantes. 

miércoles, 11 de marzo de 2015

Para los que dudan de un plan contra RD



La camiseta que porta la señorita, presumiblemente haitiana, deja un mensaje clarísimo. Gracias a endominicana.net e Imágenes Dominicanas nos enteramos de estas prendas de vestir, las cuales fueron creadas en abril 2014 con motivo del día de la bandera haitiana. 

Son unas camisetas vulgares tanto a nivel gráfico como textual y que dejan en claro que hay un sentimiento antidominicano aupado por grupos que siguen unos intereses muy específicos y que se aprovechan de la ignorancia y la nobleza de gente que realmente no sabe nada del tema a esos niveles. 

Todo parece indicar que las camisetas son obra de un rapero, presumiblemente haitiano también, que se hace llamar Young 89 y que se describe además como artista gráfico. Junto a su grupo TMMG (Trillionaire Mind Music Group) maneja cuentas de Twitter, Facebook, Google+, YouTube e Instagram, donde estas camisetas fueron promocionadas en su momento. El joven está radicado, por supuesto, en la Florida.

Sobre estas camisetas y la campaña que parecen representar solo una cosa queda por decir: a ellos les luce y hasta se lo celebran. Si hubiese ocurrido al revés, de aquí para allá, hace rato nos hubieran acribillado. Si eso no es ser selectivo, entonces estamos perdiendo el tiempo. 


lunes, 9 de marzo de 2015

No se olviden de Sánchez

Hoy, 9 de marzo, se conmemoran 198 años del natalicio de Francisco del Rosario Sánchez, quien junto a Juan Pablo Duarte y Matías Ramón Mella conforma el trío de los Padres de la Patria. 

Para los que sufren de mala memoria, Sánchez demostró una lealtad con el ideal trinitario hasta el final, cuando fue mandado a fusilar en San Juan de la Maguana por órdenes de Pedro Santana, el gran traidor de la Independencia Nacional con su fallida (a la larga) anexión a España. Recuenta la historia que Sánchez penetró a territorio dominicano el 1º de junio de 1861 para combatir esa afrenta, muriendo de esa manera tan poco honrosa el 4 de julio de ese mismo año.

Fue Sánchez quien proclamó la Independencia Dominicana al izar la bandera al grito de "Dios, Patria y Libertad" en la Puerta de la Misericordia tras el histórico trabucazo de Mella en la noche del 27 de febrero de 1844. Fue también Sánchez quien tomó las riendas del proyecto trinitario en 1843 cuando Duarte, el ideólogo, se exilió en Curazao temiendo por su vida.

Sánchez tiene méritos de sobra para ser celebrado todos los días del año. El himno dedicado a su figura, con letra de Ramón Emilio Jiménez y música de José de Jesús Ravelo, resume las cualidades de tan importante figura dominicana, tan necesarias en los tiempos que vivimos. 



Sánchez glorioso, varón ilustre,
que no supiste jamás hollar,
los sacros fueron del patriotismo,
que levantaron el patrio lar.

Tú que juraste morir de hambre,
antes que siervo comer un pan,
y lo cumpliste cuando tu cuerpo,
de muerte herido cayó en San Juan.

Tú que en los labios siempre tuviste,
fiero anatema para el traidor,
que malograra la patria hermosa,
por la que dieras vida y honor.

Derecho tienes a que elevemos,
en tu memoria cantos de amor,
ningún soldado fue más glorioso,
nadie ha luchado con más valor.

Cuando miramos llenos de orgullo,
la patria enseña, con qué fruición,
pensamos todos que representa,
la parte roja tu corazón.

jueves, 5 de marzo de 2015

Una payasada sin gracia

A la verdad que cuando a la gente le coge una cosa, no hay remedio. Desde finales de enero la funesta figura de un confeso narcotraficante llamado Quirino ha vuelto a hacer acto de presencia, y de qué manera.

A lo primero el señor Quirino se manejaba como un fantasma, dejando su huella en misteriosas llamadas cuya veracidad nadie podía verificar. Poco a poco el fantasma fue materializándose hasta que apareció en una supuesta entrevista vía Skype, culminando con su retorno a suelo dominicano el pasado 28 de febrero de la manera más espectacular. 


Pese a que el hombre se la había pasado amenazando con regresar, llegando incluso a poner fecha, ahora resulta que nadie sabía nada. No hubo vigilancia reforzada, no hubo alerta, no hubo nada. El señor Quirino volvió, pasó como si nada por el aeropuerto, fue sacado de allí nada menos que en yipeta blindada, y abur. Por el caso han cancelado a un pobre raso que probablemente solo estaba siguiendo órdenes. 

De todas las cosas que han pasado con la figura del tal Quirino, la más interesante tiene que ver con la cuenta Twitter que abrió en estos días. Reflejando la necesidad de morbo de una sociedad que se conforma con cualquier engaño, sea de copy-paste o de historias fabricadas según intereses particulares, la misma tiene una cantidad importante de seguidores. 

La cuenta en cuestión parece haber arrancado el 2 de marzo, contando ayer, 4 de marzo, con más de 1,600 seguidores, número que se ha más que duplicado, contando al momento de este escrito con 4,143 seguidores. ¿Cuál es el atractivo de una cuenta que no ha aportado elementos nuevos al "Quirinazo", como se ha bautizado el caso? Puro morbo, sobre todo de parte de quienes esperan jugosas revelaciones y/o acusaciones por esa vía.

Hasta ahora el "trabajador incansable" ha publicado 22 tuits. Entre sus simpatizantes se encuentra, por supuesto, el periodista Salvador Holguín, el responsable de haber desenterrado a esta figura en primer lugar. Quizás lo más impactante es que hay gente que ha puesto mensajes de apoyo a Quirino, lo cual demuestra varias cosas, entre ellas ignorancia, indiferencia y desconocimiento. 

Un relajo recurrente entre gente que opina en Twitter es que eventualmente alguien postulará a Quirino para un cargo público, junto con su sidekick Holguín, y posiblemente gane. Aunque suene exagerado y de mal gusto, no se descarta que tal cosa ocurra, sobre todo en Elías Piña, donde el hombre es una especie de héroe venerado (increíble, pero cierto). 

¿Se sabrá algún día la verdad del caso? El hombre ha dado demasiado show con un caso que probablemente pudiera resolverse de manera más rápida y con menos aparataje usando los canales correspondientes. Cabe preguntarse cuál es el objetivo de tanta payasada sin gracia. 

martes, 3 de marzo de 2015

Y dale con la misma cantaleta

Cuatro días después del presidente Danilo Medina haber afirmado en su discurso de rendición de cuentas ante la Asamblea Nacional que no habrá prórroga para el plazo de naturalización para extranjeros en situación irregular -que ya venció-, tenemos la presión nada menos que de CARICOM, un grupo de naciones caribeñas que más hipócritas no pueden ser. 



Pretende el CARICOM que ese plazo para la naturalización sea extendido indefinidamente, echando de paso la culpa a República Dominicana por la poca cantidad de gente que pudo completar el proceso. La pregunta pertinente es, ¿desde cuando somos responsables de que los haitianos tenga o no sus papeles? Ya esto es el colmo de la irresponsabilidad y el descaro.

Independientemente de lo que quiera alegarse, la presión que ejerce la comunidad internacional sobre este país en materia de migración haitiana es REAL, de la misma forma que parecen ser reales los intentos de fusión que se vienen planteando desde hace años y que para muchos no dejan de ser simples conjeturas o teorías de conspiración. 

Sea coincidencia o no, hay una serie de proyectos, páginas y videos que apuntan hacia una isla unificada y que venden la idea de que hay en República Dominicana una situación de genocidio (¡diablos!) agravada por cuestiones de xenofobia y racismo. 

Podrán decir lo que quieran, alegar lo que les plazca, y hasta buscar evidencia para apoyar esas observaciones, pero la realidad es que República Dominicana es el país más solidario con Haití, y eso no es de hace unos años, sino que viene de décadas atrás. Lamentablemente la solidaridad tiene un límite: una cosa es ayudar y otra muy distinta es hacerse cargo por completo de un país, como pretenden un reguero de ONGs y países descarados que tienen más recursos que nosotros y hasta una cuota de responsabilidad histórica con Haití. 
Bandera propuesta en "The Hispaniola Project"

Para los que no creen en la teoría de la fusión, dejo aquí tres enlaces: dos de ellos muy recientes, aupados nada menos que por Discovery (vergüenza debiera darles) y otro que deja en claro las intenciones pero que no ha actualizado en varios meses.


Para finalizar, recuerden: la verdadera cuestión con el tema haitiano es de índole económica, no de racismo, xenofobia ni nada más.

miércoles, 25 de febrero de 2015

Entonces República Dominicana es un país "racista"

Uno de los carteles usados en protesta realizada en Puerto Príncipe en 2013 (Listín Diario)

Antes de comentar sobre la vieja acusación de que República Dominicana es un país "racista", una sola pregunta: ¿qué país no lo es?
  • En Estados Unidos los invasores blancos prácticamente exterminaron a los indígenas nativos y después segregaron a los negros y denigraron a los latinos. ¿Que ha habido avances en esa dirección, al punto que hay congresistas latinos y un presidente negro? Eso es cierto, pero siguen representando una minoría maltratada y los choques aún se dan en comunidades como Ferguson. El KKK sigue haciendo de las suyas y, en general, no quieren inmigrantes, pese a que se benefician de su presencia.
  • Dentro de la Unión Europea, Rumanía es el patito feo. Cómo llegó a formar parte de ese conglomerado es algo que todavía muchos analistas de estas cuestiones se preguntan, y lo cierto es que nadie los quiere por ser una partida de personas pobres, sin educación, oscuros, de costumbres e higiene dudosas que improvisan "hogares" en cualquier sitio y se dedican a la ratería. La política de fronteras abiertas ha probado ser tremendo dolor de cabeza por esta gente. 
  • En Africa las tribus viven matándose entre sí por cuestiones culturales y territoriales, pese a que son todos negros y de origen similar. Esto no es nuevo y se daba también entre indígenas, según se nos enseñó en el colegio. Lo mismo ocurre en Micronesia y Polinesia.
  • Hay dos coreas. ¿Por qué? Son prácticamente la misma gente, compartiendo el mismo origen, pero con ideologías muy diferentes. Las tensiones entre Corea del Sur y Corea del Norte siempre están presentes, de la misma forma que Taiwán y China tienen severos encontronazos de vez en cuando. 
  • ¿Y qué hay del Medio Oriente? El común de la gente no sabe distinguir entre esos árabes, como les llaman, pero eso para ellos es una ofensa. Un iraní no es lo mismo que un iraquí y, dentro de esas sociedades, no es lo mismo ser un shiita que un sunnita. Ahí viven matándose entre sí, por cuestiones de ideología, y viven de paso declarando la guerra a Occidente. ¿No es eso ser racista también? 
  • Entre los asiáticos es también una ofensa de marca mayor confundir las etnias. Llamar "chinito" a un coreano o japonés es suficiente para obtener una respuesta fuera de tono. 
¿Somos racistas realmente? En el sentido amplio, la respuesta es NO. ¿Que hay una tendencia a rechazar a los haitianos porque sistemáticamente abusan del país y nunca están satisfechos? PUEDE SER. 

Así como ellos nos acusan de ser racistas, podríamos decir que el haitiano es un estado fallido que no es capaz de proveer un mínimo de condiciones a su propia gente y que históricamente se arrima de otros países y organismos internacionales, siempre en el papel de víctima. 

Aunque esto sea cierto, si República Dominicana osara pronunciarse en esos términos no tardan ni cinco minutos en caerle encima, alegando que es un estado contestatario y que no quiere ver la realidad. 

Entonces, mientras pasa esto y recibimos toda la presión del mundo, de Bahamas y muchísimos otros sitios más viven deportando haitianos que entraron ilegalmente a esos territorios. ¿Y entonces? ¿Por qué no los dejan que hagan vida ahí bajo el principio de la solidaridad fraterna? No. Eso nunca. Cada cual que se defienda como pueda, o, en su defecto, mandémoslos a donde siempre están dispuestos a acogerlos, aunque sea bajo protesta. Qué bueno es así, ¿eh?

La realidad es que el caso haitiano no tiene nada que ver con racismo, independientemente de que lo que quieran pregonar las ONGs y organismos internacionales. No. La verdadera cuestión es económica, porque no es cuento que ese millón mal contado de haitianos indocumentados se comen una parte importante de los recursos, y esto será una realidad sin importar dónde ocurra y aunque los ilegales sean rubios y ojos azules. Simplemente eso es insostenible, pero es más fácil atacar con excusas baratas como racismo.